VER LONDRES. ALGO MAS QUE PICADILLY.


.

         Londres es una ciudad que desconcierta. Tan pronto estás en una avenida plagada de tiendas y rodeado de gentío, como a la vuelta de dos calles se convierte en un remanso de paz. Tiene esa dicotomía. Es una ciudad que ha sabido conservar ese aire de barrio, aunque por supuesto, es una gran urbe. Se puede vivir bien en ella, eso sí, tienes que saber inglés (off course), y tener pasta, porque no es barata.
 Pero comencemos con el viaje. Llegamos por Heathrow, tremendo aeropuerto, ya con verlo te haces una idea de que la ciudad no va a ser pequeña precisamente. Nos decidimos por ir al hotel en metro. El taxi desde aquí es prohibitivo. Mínimo 100 Libras.




Hotel. George street con Baker street.

         Esta vez no íbamos solos, nos acompañaba nuestro hijo Nacho . Un chaval de 21 años que nos va haciendo poco a poco mayores. Fue una grata sorpresa ver que bién se desenvolvía en inglés . Ya nada mas llegar nos agilizó el trámite para sacar el billete de metro. Londres tiene lo de las ciudades muy desarrolladas, poco empleado y mucha máquina, y como no andes un poco suelto, ahí te quedas plantado.      
          El trayecto hasta green Park, donde haríamos transbordo, fue rápido y cómodo. Una vez allí decidimos coger un taxi, para no andar con las maletas yendo de andén en andén. No fue mucho, 8 libras. Tampoco estaba lejos, íbamos a la zona de  Baker Street.
          Mucho me gustó esta zona. Bien comunicada por metro y bus con el centro y cerca de Oxford street. Sigue conservando un ambiente de barrio, aunque de clase media acomodada. Por aquí se movió también Sherlock Holmes (figuradamente claro). Eso si, tiene un museo dedicado a el.

          Puntualizar, que no quiero hacer un relato tipo  diario, porque se hace algo pesado, solo pretendo dejar una idea general de lo que vimos, algún consejo y alguna anécdota .

          Primero decir que el viaje surgió como celebración de nuestro 25 aniversario ( wedding anniversary que se dice en inglés). Por eso queríamos que nuestro hijo nos acompañara y celebrarlo los tres. No siempre se llega a esta fecha y nosotros lo hemos hecho. El matrimonio es como la vida , a veces te encuentras con  baches y repechos donde hay que pedalear fuerte y sufrir, si quieres llegar a la cima ,pero  despues viene el descenso, donde te recuperas. Así que hay que ser optimista ,y pensar que va haber siempre más etapas llanas donde podrás disfrutar del paisaje que escaladas. Resumiendo : seguimos en ruta, que para los tiempos que corren, ya es bastante.
           No esta bien que yo lo diga, pero me considero una persona detallista, aunque según mi mujer, no tengo los detalles que ella demanda. Suele pasar , muchas veces no solemos recibir lo que realmente anhelamos, y nos dan, lo que menos deseamos. Pero bueno , el caso es recibir algo , y que a ser posible, no sea malo.
 
St. James Church.
         Así que buceando por internet contacté con la Iglesia de St. James en la spanish place, que por casualidades de la vida , fue la iglesia española hasta el siglo XVIII y todavía conservan en sus paredes recuerdos de esta etapa hispana (cuadros, banderas, relicarios …). El plan que yo tenía  era asistir el día de nuestro aniversario, a un acto religioso, y que hicieran una pequeña mención de nuestro acontecimiento. Mi mujer tenía la idea de celebrar una misa en Madrid, que fue donde nos casamos , rodeados de nuestros parientes. Por lo menos la compensé dándole la sorpresa de hacerla allí, eso sí, solo con un familiar, nuestro hijo ( salía caro traer toda la parentela ).
           Siempre he pensado que lo que mas se aprecia es lo que menos valor económico tiene. Que cuesta un abrazo, una llamada , la sonrisa,  visitar a un enfermo, tantas cosas que no cuestan dinero y que poco las regalamos. Es mas cómodo comprar algo y así nos justificamos. Que conste que no estoy en contra de los regalos, pero siempre que no sean excesivamente caros. Muchas veces es suficiente con  un detalle, algo que haga ver a la otra persona que nos hemos acordado de ella.   Bueno , pero eso es otro tema.

St, James.Spanish place.
          Total, que allí nos colocamos en primera fila. Mi mujer mosqueada y diciendo que mejor atrás porque no sabíamos cómo iba a ir la misa. Ya al empezar, el sacerdote hizo una mención a un aniversario de bodas de una pareja. Mi mujer me miró extrañada, le di un codazo  y le dije que atendiera, esperando que se referiría luego a nosotros. Pero ahí  quedó todo. Me quedé un poco desilusionado. Es como ir a la fiesta de fin de año y tirar solo un par de cohetes. Yo esperaba que por lo menos mencionaran nuestros nombres. Pero gracias a Dios, que algo tiene que ver con el acontecimiento, a mitad de la misa el sacerdote nos miró y dirigiéndose a nosotros,  dijo que nos acercáramos al altar ( mas bién nos lo tradujo nuestro hijo).           Allí nos fuimos, nos preguntó que cuantos años hacíamos, yo le dije que 25 en "my ingles is very bad" y nos leyó un pasaje relacionado con el matrimonio. Al finalizar la lectura nos deseo las congratulations de rigor y regresamos a nuestro sitio. Fue emocionante, sobre todo para mi mujer que no sabía nada. Al final de la misa se acercaron varios ingleses a felicitarnos y luego charlamos un rato en la sacristía con el pater.
          Hay que ser original, no todo el mundo celebra este evento en Londres ( y en ingles ).

        Bueno , a parte de esta historia, y ya para entrar en detalles propios de la visita, decir que lo primero fué registrarnos en el apartamento que busqué por Internet ( Presidential Apartments). Si  van tres personas es muy aconsejable, 180 L x día, lo malo que al que le toca el sofá cama va se levanta un poco mallado. Después fuimos hasta la  estación de Marylabone a sacar la travelcard. Precio 30 Libras pax , pero podíamos montar en metro y bus toda la semana, y teníamos los pases 2 x 1 en muchas atracciones. Ojo, hay que sacarla en las estaciones de tren para que lleven el símbolo rail, que si no, no te hacen el descuento. De ahí,  y ya en bus, hasta  Picadilly circus. Que maremágnum de gente . Media Europa tuvo la misma idea de ir a Londres a la vez que nosotros. Regent Street y Oxford street era como la peregrinación a Lourdes. Pero claro, es Julio y todos tenemos ganas de viaje. Para los que le gusten el porqué de las cosas , decir que picadilly viene por un tipo de cuello alto almidonado de caballero (picadils), que cierto sastre puso de moda allá por el XVIII. Tanto éxito tuvo con esta prenda que hizo una pequeña fortuna y encima de su tienda se construyó una buena casa. Al final esta calle pasó a denominarse así.

Picadilly
             Lógicamente nos acercamos a ver la fuente con la famosa estatua, que no es de Eros o Cupido como se dice, sino la de su hermano Anteros , que representa el amor reflexivo y maduro ( por eso no tiene cubiertos los ojos, sino bien abiertos ). Se erigió para conmemorar los trabajos filantrópicos de Lord Shaftesbury, un benefactor del XIX. Según nos contó un guía, solo funciono el día de la inauguración, y como mojaba a todo el mundo , nunca más echó agua.
             Enfrente, los famosos luminosos, que la verdad decepcionan un poco , pero es un icono de la ciudad y así hay que entenderlo. Eso sí llevan encendidos ininterrumpidamente desde el año 1923, salvo en la época de los bombardeos de Alemania.
 Si camináis por picadilly street encontrareis una tienda preciosa de delicatesen, se llama Fortnum & Mason, entrar que vale la pena. Cerca también Burlington Arcade ( una galería de lujo con portero de librera en la puerta ),un poco mas allá la House of Caviar ( lo dice todo ) , el Rizt y green park .
 De ahí nos fuimos a Trafalgar square que estaba cerca. Ese Nelson, que desgraciado, menudos leones se hizo con nuestros cañones (rima y todo). Debieron llevarse muchos, porque son bastante mas grandes que su estatua. Pero hay que reconocer que nos ganó en buena liza.

             Como ya se hacía tarde nos dirigimos a Leicester square. Plaza llena de cines donde realizan siempre las premieres cinematográficas . Justo había un estreno de no se que película, pero había mucha animación . Como a mi hijo le gusta mucho el KFC, pues nos metimos en uno que andaba por allí, y justo había un menú que se llamaba Nacho, que casualidad. No se si fue buena idea, porque picaba del carajo (aire mexicano). Pero no hay nada que no arregle un Almax. Vimos la tienda M&M que estaba pegada a la plaza. Allí podéis comprobar como unos caramelitos pueden generar tanto merchandising.


Nacho comiendo un nacho
         Cambiando de zona , una que me gusto mucho también fue Old bond street , llena de comercios de alto standing , galerías de subasta (Sotheby's y Christie's ), relojerías y un monumento muy curioso dedicado a W. Churchil y Harry Truman, donde nos hicimos una foto.

Angeles cntre Churchil y Truman.
          Cerca se encuentra Savile Row , la calle de los sastres de lujo . Ahí no te vistes por menos de 1.000 Libras, eso sí, te van a tratar como todo un gentleman, y a lo mejor te encuentras algún famoso que acaba de encargar unos trajes. Un poco mas abajo acercaros por Pall Mall , la calle de los famosos clubs de caballeros, fundados la mayoría en el siglo XIX , destacan el Athenaeum, el Travellers, el Army and Navy, el Oxford and Cambridge Club y el club de la Reforma, en donde la novela de J. Verne sitúa Phileas Fogg en su famoso viaje al mundo en 80 dias . Puntualizar que no fue hasta principios de los 80 cuando se admitieron mujeres en ellos. Que decir tiene que toda esta zona rezuma ese espíritu ingles de glamour y esplendor que han sabido conservar, y yo, que les envidio por ello. La historia engrandece a los países que la honran y la recuerdan , y aunque a veces no hayan sido muy legales, si han sabido dejar su impronta.

         Pero dejemos la historia de lado y hablemos del presente. Referente al trasporte por Bus, fenomenal. Pasan cada poco, y no hay mucho atasco para ser una mega urbe. Desde que los coches tienen que pagar para entrar en el centro ( los no residentes), se agilizó mucho el trafico. Puntualizar que nunca fuimos de pie dentro del bus, y siempre sentados en la parte superior, viendo la ciudad.

Una parte del partenon Griego
          Que mas vimos ? Pues un poco de todo. Por supuesto el museo Británico (impresionante). Un poco de expolio si que se nota , pero que potencia colonial no lo ha hecho. Por cierto , a la salida nos tomamos una bebida en un chiringuito que atendía un español. Es cierto  que estamos por todas partes.




British Museum
          La National Galery muy cómoda. Me resulto pequeña pero mejor, sino es un empacho de cuadros. La abadía de Westminster me pareció un poco timo. 18 L y es un montón de lapidas apelotonadas. Es cierto que tiene unas capillas muy chulas pero no justifica la entrada tan cara. Yo como viajero me gusto ver allí a Cook y al famoso Livingstone (supongo). Pero, ya se sabe , para poder opinar hay que fichar y pagar. De todas maneras es una visita obligada.

Westmisnter
           Pegado a la abadía tenéis una pequeña iglesia , la St. Margaret. Es relevante porque allí se han casado muchos nobles ingleses y entre ellos W. Churchill. Vale la pena una visita.
           Relativamente cerca , caminando hacia Victoria Statión encontrareis la catedral homónima católica de  Westminster, aunque no esperéis gran cosa. Grande si que es, pero por dentro, está carente de brillo. Bueno un montón de ladrillos ennegrecidos. Eso sí , dentro de la iglesia tienes un cafetín que puedes comer y beber y bien de precio. Bueno en esta y en la mayoría de grandes iglesias católicas o anglicanas. Es una manera de rentabilizar su mantenimiento. Allí el estado no subvenciona a ninguna iglesia.

          El parlamento realmente no defrauda. La torre del reloj, por supuesto un icono de la ciudad . Parece ser que los días que hay sesión, si a las cinco de la tarde ( hora del te ) siguen parlamentando , dejan entrar . Hay que tenerlo en cuenta. Verlo de día y de noche . Las dos visiones valen la pena.

          Como soy varón no quiero dejar pasar la oportunidad de decir que nunca vi tanto Porsche, Maserati, Rolls Roice y por supuesto Bentley juntos. Se ve que corre dinero por la ciudad.

          A mi me encanta viajar , ya se ve por el blog, el problema es que no es fácil encontrar compañeros de viaje afines . Viajar es como el matrimonio , tiene que haber una afinidad de gustos, sino la cosa no se compagina bien. Como mi mujer y mi hijo no tienen el espíritu viajero tan desarrollado como el mío , pues por la mañana, cuando ellos todavía no se levantaban, me iba a dar una vuelta por el barrio donde residíamos. Siempre he pensado que esas horas matutinas es cuando se aprecia de verdad el espíritu de la ciudad. Me sentaba en una terracita, pedía un Hot cholotat ( el café me daba una acidez del carayo ) y un croissant. Y me tiraba una buen rato observando. Por allí pasaban toda la fauna mañanera, el repartidor del supermercado, la empleada con vestido elegante y zapatillas deportivas que iba a su oficina ( allí tendría los zapatos de vestir), el comerciante que saca su mercancía, la gente que sale y entra de las cafeterías con sus bebidas take a way. Y mucho ciclista por la calle. Es curioso, siempre se ven muchos ciclistas en las ciudades pobres y en las muy ricas. Por eso yo lo recomiendo, sentarse y observar. Dejar que la ciudad entre por los ojos, los oídos y la nariz, ( es que siempre coincidía con el camión de la basura ). A mi este barrio me gustó. Sus casas de dos/tres pisos con su sótano o pequeño jardín. Lo cuidado de sus fachadas. La cantidad de pequeños comercios que abundan calle si y calle no. Los pequeños parques que te encuentras cada poco ( por cierto la mayoría de son de uso particular),todo esto le da una aire especial a esta zona.

london Tower
            Pero la ciudad tiene todavía mucho para ver. Por supuesto el London Tower, que es tan majestuoso como se imagina uno. Nos sentamos en un Starbucks que hay aun lado del río y allí pudimos admirar el tremendo puente. No me extraña que estén tan orgullosos los ingleses. Desde el mismo puente podéis ver el barco de guerra Belfast, que participó en el desembarco de Normandía.



Torre de Londres
           Al lado justo está la torre de Londres (London Tower). Entrada cara, pero estaréis entretenidos unas tres horas para verla bien. Con la travelcard pagáis 2x1. Mas allá la catedral de Saint Paul (grande pero un poco sosa), el puente del millenium. No entramos en la iglesia del Temple que esta al lado. Se me pasó y luego no tuvimos oportunidad de regresar. Es la famosa iglesia que sale en la película de “El código da Vinci”.

           Volviendo por Trafalgar square y la famosa avenida Wallhouse con downing street y los edificios gubernamentales, el monumento al soldado desconocido y la Horse guard. La verdad que cada poco encuentras un monumento , una estatua, una placa conmemorativa. Es un país con mucha historia . Buckingham Palace lo vimos de lejos. Ese día nacía el bisnieto de la reina y allí estaban congregados todos los súbditos británicos. Luego regresamos a los días por la tarde y lo vimos perfectamente. Cuando hay tanta gente, cualquier lugar pierde parte de su encanto.

Buckingam Palace
           El London eye , subir al atardecer, es la mejor hora para ver la ciudad. Siempre  tiene una iluminación excepcional. Aprovechar para dar un paseíto por la zona del parlamento por la noche, se ve todo diferente y muchas veces mejor.

           Los pubs o tabernas tienen una mención aparte. No se puede pasar por Londres sin tomarse unas pintas y comerse unos fish and chips u otro plato. Son inconfundibles. La mayoría están adornados con macetones de flores en la entrada y un su interior con acabados de madera y un aire de antigüedad. Solo aquí se puede presumir de pasar un rato agradable en un local que puede tener mas de 100 años.


Pub en Trafalgar


          Para los que quieren disfrutar de su entorno y comer en ellos os dejo el modus operandi. Si hay mesa libre , sentaros y :
1. Fíjate el numero que tiene la mesa, esta en una esquina del mismo
2. Te acercas a la barra y pides la bebida, y si vas a comer, el plato que hayas elegido.
3. Pagas y te llevas las birras.
4. Al rato te llevaran lo que escogieras de comer.
         Así que no te quedes sentado esperando que vengan a ver que es lo que quieres. Y ojo, que si te sientas en una mesa de cuatro y sois menos, cualquiera puede venir , te pregunta si esta libre el sitio, y se te planta en tu mesa. Lo digo, porque a nosotros nos pasó y estuvimos con un inglés comiendo los cuatro . Eso si era un tipo enrollado y lo pasamos bien. Parece ser que es la costumbre, si el pub está lleno, el ir completando las mesas.
         Uno no puede visitar Londres sin ir a estos lugares y sobre todo a partir de la seis de la tarde, que es cuando empiezan a tener ambiente . Es cuando se llenan de trabajadores y empleados que salen del trabajo. Como hacia buen tiempo siempre había más gente fuera, en la calle, que dentro, además hacen unos acotados con cordones, como un redil. Muy curiosos. Mucha cerveza a palo seco, eso si que no lo comprendo. Donde están esas tapas……

St. James Park
            Una mención aparte son los parques de Londres. Realmente me impresionaron. Lo cuidado que están y el aprovechamiento que de ellos hacen los londinenses. Tomar el sol, correr, pasear, comer, siempre hay gente en todos ellos, además como hacía calor, cosa rara en esta latitudes estaban llenos de gente en las hamacas ( 1.5 L x hora) o en la yerba. Muy cuidados todos. El de Sant James ,el mas coqueto , pero Regent y Hyde park descomunales. Por eso la ciudad no parece tan conglomerado, con estos matices verdes se ilumina y la hace mas abierta. Pero lo que realmente resulta diferenciador es la enorme cantidad de pequeños parques ( unos 190 ) repartidos por todo Londres , y que le confieren a esta ciudad un toque distintivo. Rincones arbolados , muchas veces escondidos entre las casas y callejones , pero todos muy cuidados . La pena es que la mayoría son particulares y solo se pueden apreciar desde fuera. Cerca de mi hotel, por Baker street, si que había uno público ( Panddington park) . Precioso, cuidado y hasta con un servicio de hamacas que se alquilaban para tomar el sol. Curioso ver la cantidad de placas que había en muchos de los bancos recordando a familiares que pasaron mucho tiempo en ellos. Un gesto de agradecimiento del placer que les otorgaron a sus usuarios.

Paddington park
Mas sitios :

Soho. Una zona que al anochecer se anima bastante. Muchos lugares de copas y restaurantes pequeños. Tiene un cierto ambiente gay , pero hay cabida para todas las tendencias.

 Covent garden . Lo visitamos a la hora de comer. Muy ambientado, con animación por la calle. Tiendecitas dentro del antiguo mercado. No es algo excepcional pero bien vale una visita.

 Chinatown. No es gran cosa pero tiene su color. Son unas pocas calles adornadas con típico arco chino con sus faroles , y un montón de restaurantes de comida cantonesa. Es interesante más para comer que de cena, lo digo porque muchos de ellos se come tipo buffet que no pasan de las 10-12 Libras, y lógicamente se come mas que se cena.

Carnaby street . Calle mítica de  los años 60/70. Fue todo un icono de la música pop y de las tendencias psicodélicas . Ya no es lo que era, pero el que tuvo..retuvo.

Camdem. Me gusto mucho. Infinidad de tiendas de todo tipo. Para los maniacos de las compras un santuario. Me impresiono la cantidad de pequeños puestos de comidas . Los hay de todo el mundo. Puedes hacer un recorrido gastronómico de todas las comidas mas típicas de un montón de países. De España había un par por lo menos , uno de ellos de paella . Y como muchos te dan a probar, pues sales casi comido. Eso si, al estómago lo vuelves loco. Comimos en un chino muy típico. Salió en callejeros viajeros y en españoles por el mundo. Por 4 L te mete en un boll todo lo que entra. Os dejo una foto.



Tienda en Candem

Canales en Candem

Bang Bang Chino food
        Vale la pena observarle un rato , un autentico showman. Al final encontramos sitio en las famosas motos al lado del canal. Muy típicas pero incomodas de narices.

Harrods. Visitar sobre todo la zona de alimentación, con una variedad de frutas, embutidos, repostería, realmente increíble. Lo demás es un Corte Inglés pero en plan elegante. Lo malo que en plan turista te sientes un poco fuera de juego.

Harrods
Hamleys. Una tienda de juguetes de cuatro pisos, en oxford street que lleva también abierta desde 1763 , y lo mejor, que están haciendo demostraciones de los juguetes todo el día.

Almacenes Liberty. Se encuentra, entre Regent Street y Great Marlborough Street. Fue fundada en 1875 por Arthur Liberty, que tuvo la idea de vender objetos importados de otros países. Ya solo la fachada tradicional vale la pena verla, pero además en su interior encontraras los objetos más exclusivos. Y ojo en la entrada que tiene un portero que como lleves mala pinta no sé si te dejara entrar.

           Y os preguntareis que tal los ingleses ?. Pues no me parecieron antipáticos. Uno, una vez en la zona de Whitechapel , donde nos habíamos perdido , le abordamos para preguntarle por el metro más próximo, y paso de nosotros como si no existiéramos, pero en seguida se acerco otro y nos indicó sin problemas . Todos los demás, trato correcto , aunque , para los que no hablen bien el inglés , saber que siempre te vas a encontrar a muchos españoles o hispanohablantes, trabajado allí o ingleses que parlotean algo de español que absorben en sus veraneos playeros en España.
          Otra cosa interesante de Londres, es la cantidad de pequeños restaurantes y cafeterías que encuentras por todos los lados, y de todos los países , cada uno con su variedad de bebidas y comidas. La comida británica será mala, pero lo compensan con un amplio abanico de gastronomía internacional. Suelen tener una carta pequeña de menús y bebidas, pero que van renovando para que la gente no se aburra de los platos. Estos ingleses son muy de confraternizar después del trabajo y comer algo ( y beber) antes de ir a casa. Todo esto le da mucho ambiente a la ciudad.

            Si no queréis complicaros la vida , hacer una visita guiada. Nosotros nos apuntamos a dos, en la página de Londres en español. La del centro del Londres es gratuita y luego, una tarde, hicimos la de Jack el destripador. Interesante esta última, te cuentan la historia rememorando lugares del barrio donde ocurrieron los asesinatos (whitechapel) .

         Justo por esta zona se encuentra Brick Line . Toda una zona dominada por la comunidad Bengalesí y llena de restaurantes , que si tu estomago lo permite , podéis comer por poco dinero . Llega a tanto su influencia , que las calles están rotuladas en inglés y bengalí.


       Bueno no se que mas deciros. Mi último consejo : observar la ciudad, perderos por cualquier barrio, caminar un poco sin rumbo . Londres es algo mas que Picadilly , Oxford streeet y Trafalgar. Es una ciudad llena de historia . Londres necesita mucho tiempo para poder descubrir todos sus barrios. Allí te puedes encontrar una barbería con mas 200 años ( por cierto se llama Truefitt& Hill ) , el hotel donde se hizo la primera llamada telefónica ( Browns Hotel ), pubs históricos, y un montón de vestigios que la hacen única.


Terraza en Picadilly
        Como despedida, una autofoto (que mal se sale) , en una terracita en Picadilly. Es lo bueno de Londres, puede ser carisimo o muy barato. En este caso, nos salió barato,  para lo que es esta ciudad y esta zona. Calle de lo mas cara, cafetería cadena "Pret a Manger". Tres Hot Chocolat , total....4.5 L, te puedes sentar fuera si hay sitio, y pasar un rato agradable. ¿ Que mas se puede pedir ?

Londres , bién merece una visita .
Good travel.



18 comentarios:

Mercedes dijo...

Ya era hora Javier. Hacia mucho que no subias un post.Muy buena visita y enhorabuena por tus 25.
a por los 30.
Un abrazo

Anónimo dijo...

Enhorabuena por esos 25. Buen camino para los restantes.
Antonio

el viajero impresionista dijo...

Genial nuevamente, Javier. London bien merece una visita, o dos, o las que quieras. Felicitaciones por vuestro aniversario y estoy de acuerdo con lo de sentarse en una terraza a ver pasar la vida. Saludos y gusto en leerte.

Anónimo dijo...

Muy buen blog. Y enhorabuena por esos 25 añitos que se dice pronto.
Un saludo de un crucerista.

Daniel Prado dijo...

A mí también me encantó londres y tambíen me he currado una mini-guía de viajes....

Os dejo el enlace, ya que supongo que le pueda venir bien a algún lector.

Guía turística de Londres

Saludos

Paco Piniella dijo...

No conocía la estatua de Churchill y Trumman.
Londres bien merece una visita siempre.
Saludos viajeros
El LoBo BoBo

Anónimo dijo...

Me ha gustado todo lo que has contado, porque gracias a tus vivencias ya me puedo hacer una idea de qué ver, y qué me puedo encontrar. Este año pensaba no viajar y es tal la alegría que tengo, que no paro de buscar información y prepararlo bien. Fuimos a comprar una campana Teka y nos dijeron que si registrábamos la compra en esta web, http://www.teka.com/promodisfruta/index.php nos llevábamos un regalo directo. En este caso los billetes de avión a dónde quisiéramos. Se lo recomendamos a todo el que podemos!

ciudadesentubolsillo dijo...

Muy interesante. Leyendo tu blog creemos que compartimos pasión por viajar.

Comunicación The Fun Plan dijo...

Una entrada muy interesante sobre la capital inglesa, del todo recomendable. ¡Un abrazo!

Se trata de viajar dijo...

Me encanta Londres!! Buen blog, te sigo desde ya.
Saludos

Se trata de viajar dijo...

Genial post de Londres!!!!
Gracias por compartirlo

Saludos
setratadeviajar.blogspot.com

Mary dijo...

En primer lugar, Congratulations! por el aniversario.

Hay un sitio muy interesante en Londres, que aunque suena a aburrido no lo es en absoluto.

Es el Imperial War Museum. Tiene una exposición sobre la Primera Guerra Mundial, WW1, que enseña mucho sobre la vida de la gente, cómo trabajaban en las fabricas, y muchas pantallas para tocar y películas cortas para ver. Y como todos los museos de Inglaterra, ¡es gratis!

jorge stor dijo...

Me encantó el artículo. Está lleno de detalles y buenos consejos.

Saludos de Jorge
http://www.luzuriaga.net

Viajes dijo...

¡Qué bonita ciudad si señor! Pero mejor es aun el reportaje. Espero poder pasarme en los próximos meses por allí para recordar viejos momentos de cuando era joven. Que tiempos!! y cuando he viajado desde entonces.

Foro Viajes dijo...

Impresionantes publicaciones, la verdad es que te lo curras, pero deberías hacer un texto de introducción y que haya que acceder a la publicación para ver el resto, seguro que esto te ayudaría a llegar a más personas ya que al hacerlo como lo estás haciendo te lo pueden dar por contenido duplicado.

Saludos! buen blog :)

Jorge Rueda De la Rosa dijo...

Interesante entrada, muy personal. Completísimo. Muy buenos contenidos, me encanta vuestro blog como Guia. Un saludo!

Adeslas teléfono dijo...

Me encanta cada post publicado, son muy interesantes y apropiados!!!
Gracias por todo1!!
besos

Montse de Sants dijo...

Casualmente he topado con tu blog buscando información y guia práctica para nuestra primera visita a Londres. Visitar Londres hasta hoy era como una misión imposible, tres veces lo intentamos. Lo teníamos planeado para celebrar los 20 de matrimonio y se quedó en puertas. Ahora con mi nueva pareja queremos pasearnos delante de Anteros, por aquello del amor reflexivo y maduro... ;-) !!! Comparto contigo la opinión del matrimonio, pero ambos deben pensar igual para recuperar el repechón y en mi caso nu fue así. Una buena guía para gente que nos gusta ver mundo y disfrutar de la vida en general. Y un placer leerte. Saludos!